Selecciona una palabra y presiona la tecla d para obtener su definición.
 

11

Véase Hostos, Diario II, Obras completas, tomo II, San Juan, ICP, 1969, pp. 29-30. Nunca sabremos los alcances de éstas y otras palabras al respecto.

 

12

Véase Hostos, Diario II, Obras completas, tomo II, San Juan, ICP, 1969, p. 24.

 

13

Ibid., p. 24.

 

14

Ibid., p. 26.

 

15

Ibid., p. 29.

 

16

Ibid., p. 29.

 

17

Esta es una de sus características o rasgos, la rotundidez.

 

18

Véase Vicente Géigel Polanco, «Hostos: Realidad actuante en nuestro mundo moral», Conferencia dictada en la Universidad de Puerto Rico, Ensayos Hostosianos, Boston, Florentia Publisher, 1976, pp. 36-37.

 

19

Véase el estudio del pensamiento filosófico y sociológico de Hostos de Adriana María Arpini, Eugenio María de Hostos, hacedor de libertad, Mendoza, EDIUNC, 2002.

 

20

Señala Phillip S. Foner, que: «Los amos del capital, de la banca, de la industria y del comercio eran, también, los dueños y señores de la vida pública. La perniciosa influencia de los grandes negociantes en todas las ramas del gobierno -la ejecutiva, la legislativa y la judicial- alcanzó tan escandalosas proporciones en la década de 1880, que apenas pasaba una semana sin que se descubriese al público alguna concesión ilícita y altamente ventajosa otorgada a tal o cual corporación, convertida en ley por legisladores sobornados, sancionada por corrompidos funcionarios ejecutivos y confirmada por jueces y magistrados que no eran sino serviles instrumentos de los intereses de dichas corporaciones» (Véase Phillip S. Foner, Historia de Cuba y sus relaciones con los Estados Unidos, Editorial de Ciencias Sociales, 1973, p. 371).