Saltar al contenido principal

Biblioteca del Exilio

Presentación del portal Biblioteca del Exilio

Por Teresa Férriz Roure
(Universitat Oberta de Catalunya)

Con esta Biblioteca del Exilio, promovida por la REDER (Red de Estudios y Difusión del Exilio Republicano), el GEXEL (Grupo de Estudios del Exilio Literario) y la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, queremos reunir un fondo especializado en el exilio republicano de 1939 y ponerlo al alcance de todas las personas interesadas.

La Biblioteca del Exilio digitalizará, para su conservación, y editará electrónicamente, para su mayor difusión, todos los documentos posibles de y sobre los exiliados ya publicados previamente. También dará a conocer materiales inéditos procedentes de fondos particulares (fotografías, diarios, cartas, manuscritos, vídeo, música, grabaciones de voz) y fragmentos de la iconografía del destierro de 1939, además de servir de puerta de acceso al mayor número posible de espacios de la red relacionados con el exilio, clasificándolos y valorándolos.

Con el propósito de ofrecer, de manera prioritaria, materiales que son de difícil consulta, vamos a prestar especial atención a la conformación de una completa hemeroteca, incorporando a ella todo tipo de revistas y periódicos editados en los distintos países del destierro; en especial las colecciones que corren el riesgo de perderse definitivamente debido a su dispersión.

Sabemos muy bien que la Biblioteca del Exilio sólo tiene sentido si cuenta con la participación activa de los hombres y mujeres que protagonizaron el destierro (o sus familiares o amigos) y de los investigadores que han dedicado inteligencia y trabajo a la recuperación historiográfica de los exiliados de 1939. A todos ellos, así como a los demás lectores, queremos pedir apoyo en la creación del catálogo de la Biblioteca del Exilio y solicitar el envío de materiales (libros, artículos, imágenes, sonido, etc.) o de cualquier tipo de información que nos ayude a completarlo.

Os invitamos, ahora, a entrar en la Biblioteca del Exilio, un espacio donde se suman signos, palabras, voces con un propósito común: comprender mejor, desde el presente, nuestra memoria.